Tratando de recordar mi yo no embarazado.

Hello, ¿cómo andan? Yo he tenido un día de perros y uno no tan malo. Sí, justo así es el embarazo, en un momento te encuentras en lado bueno y al parpadear te encuentras en el lado obscuro.

Hoy amanecí con un espantoso gripón, dolor de garganta y comezón cual chango.

Pero no hay síntoma que venga sólo, siempre se acompaña de emociones. Los últimos días me pasaron muchas cosas que me hicieron enojar, sufrir y recapacitar.Así que bueno, este dolor de garganta no es gratis. El cuerpo saca lo que la boca calla.

Enseguida que comencé a sentirme mal, supe que era eso. Los últimos días le di rienda suelta a mis hormonas, y de alguna forma debía sacarlo.

Así que no hay antistamínico que ayude. Sólo tengo que reconocer, reconciliarme conmigo y continuar. Al final la cosa no está tan mal, sólo es el embarazo.

Deseo que este juego hormonal esté más de mi lado e intentaré no dejarme llevar.

Buenas noches a mi. Mañana será un nuevo y maravilloso día.

xoxo

Vane💞

Deja un comentario