Latest Posts

Feliz cumpleaños a nuestra hermosa Pia

Eran las 6:oo am de un viernes 07 de octubre, el Dr. nos había citado para inducirme el parto porque Pia no quería nacer. Estaba muy feliz adentro del horno, pero no podía pasarse de tueste, así que teníamos que hacerlo; íbamos muy felices y dormidos porque obvio, la noche anterior, eramos un manojo de nervios.

El tiempo transcurría y después de varias horas, Pia seguía sin dar señales de querer nacer, así que todo apuntaba a que por primera vez tendría una cesárea, lo cual, comenzaba a ponerme muy nerviosa porque la anestesia me da mucho miedo.

Sin embargo, en un abrir y cerrar de ojos, las contracciones comenzaron, yo me sentía que me desbarataba y Pia hacía todo para salir, claro, no dio tiempo ni para la epidural.

Y sí, así nacía mi bebé, a puro valor mexicano. Llegaba provocándome el dolor más intenso y hermoso de mi vida. Era un dolor que me tumbaba pero que sabia que entre más fuerte fuese, más me acercaría a ella.

Es indescriptible lo hermoso que sentí cuando vi tu rostro, conocerte, tenerte en mis brazos, sentirte pegagosa y decirte cuanto te amaba y te esperaba y que no importaba todo lo pasado porque tu eras mi más grande regalo.

Desde el embarazo me demostraste que mi vida nunca más seria la misma, siempre con una fiesta en mi barriga, fiesta que hasta ahora continua. Agradezco infinito al universo que te envío conmigo, tú has sido un gran y divertido reto en mi vida. Tu sonrisa traviesa, tu mirada tan tierna, tu miammm cuando pruebas bocado, tu arrancadera de coletas y la forma en la que estiras los brazos para ser abrazada, son cosas y momentos que disfrutamos mucho en esta vida.

No importa que a tus ahora dos años nos hayan llamado más de tres veces la atención en el colegio porque estas pasada de consentida, no importa cuantas blusas has manchado, no importa cuantas veces hemos tenido que correr porque jalas todo de la casa de tu Oma, no importan los desvelos, las mamilas que aún tomas ni los pañales que aún ensucias, simplemente, no importa nada. Te amamos Pia, te amamos con todo nuestro corazón y eres un muy hermoso regalo de la vida. Deseamos sigas cumpliendo muchísimos años más. Siempre siempre, inundada de salud, amor y felicidad… y siempre con esa complicidad que ya tienes con tu hermana.

Con cariño, tus padres y tu hermana.

Tratando de recordar mi yo no embarazado.

Hello, ¿cómo andan? Yo he tenido un día de perros y uno no tan malo. Sí, justo así es el embarazo, en un momento te encuentras en lado bueno y al parpadear te encuentras en el lado obscuro.

Hoy amanecí con un espantoso gripón, dolor de garganta y comezón cual chango.

Pero no hay síntoma que venga sólo, siempre se acompaña de emociones. Los últimos días me pasaron muchas cosas que me hicieron enojar, sufrir y recapacitar.Así que bueno, este dolor de garganta no es gratis. El cuerpo saca lo que la boca calla.

Enseguida que comencé a sentirme mal, supe que era eso. Los últimos días le di rienda suelta a mis hormonas, y de alguna forma debía sacarlo.

Así que no hay antistamínico que ayude. Sólo tengo que reconocer, reconciliarme conmigo y continuar. Al final la cosa no está tan mal, sólo es el embarazo.

Deseo que este juego hormonal esté más de mi lado e intentaré no dejarme llevar.

Buenas noches a mi. Mañana será un nuevo y maravilloso día.

xoxo

Vane💞

Nuestras vacaciones 🌴Vallarta 2018🌴

Foto por: Alcachofa

Yei! Sobreviví a la semana del regreso de vacaciones, así que ya puedo sentarme y compartirles un par de fotos y aventuras.

Resulta que nos fuimos a la playa en nuestro tradicional y anual “viaje en familia” y cuando digo en familia es “con toda la familia”. Sí, nos fuimos con mis padres, mis hermanos, los novios y todo.

Quien ha hecho viajes con la familia grande sabe que puede ser muy divertido pero también complicado. Ahora imagínense si con la tripulación viaja una embarazada con la hormona alborotada Hahaha.

Pero bueno, sobrevivimos y la pasamos muy lindo. Comimos como cerdos, estuvimos cuál pez en el agua ( y cuando digo en el agua, es literal, las niñas no te dan más opciones 🤣).

Recorrimos lugares conocidos que nos gusta siempre visitar cuando estamos en Vallarta y exploramos nuevos. Desde playas hasta lugares para comer y sobre todo disfrutar.

Para mi fue muy lindo, tuve tiempo de descanso, masaje y disfrute de mis hijas y mi esposo;  pero también fue todo un reto, las hormonas viajaron conmigo por más que quise dejarlas en casa.

Las niñas bueno, que les digo, ellas mientras haya playa, alberca y papas fritas, todo es perfecto.

Dicen que después de un viaje uno siempre regresa diferente. Y sí, estos 8 días con toda mi familia, me recordaron el amor tan grande que les tengo y también que debo trabajar mi paciencia hahah.

Pero sobretodo me recordaron que la vida debe disfrutarse; sin tratar de verse siempre bien, sumir la panza, cuidar las calorías, etc. Es más, regresé con tremendo bigote porque la piel de esa zona se obscureció, pero no hay nada que una buena crema no cure.

Aquí les comparto unas fotos de nuestros días en la playa, con piñas coladas y papas fritas. Ah no, piñada para la embarazada, pero ya me desquitaré 😂

Foto por: Alcachofa

PD. Sólo compre un traje de embarazada por dudar como me quedaría, pero ahora sé que no debo pensar en eso y sólo vivir. ASOS, gracias por llegar hasta mi casa y traerme esta pieza, ahora soy fan de tus trajes, agarran todooo hahaha.

Preciso de amigas…

Preciso de amigas…

Amigas que vengan a casa y disfruten aún con mis hijas corriendo alrededor.

Amigas con las que pueda salir a comer y no se apenen porque mis hijas se embarren, griten, tiren la soda o tengan un desastre bajo la periquera.

Amigas que entiendan que me pararé mil veces al baño y cambiaré mil pañales; pero que eso no significa que debemos irnos.

Amigas que cuando me encuentren en jogging y chanclas, no crean que todo el tiempo estoy así o que estoy así porque soy mamá.

Amigas que no juzguen cuando mi casa esté patas pa’rriba, porque en realidad está limpia pero con un nuevo orden.

Amigas que vengan y nos arreglemos para salir como lo hacíamos cuando éramos jóvenes, pero esta vez con mis crías alrededor cuestionándolo todo.

Amigas que cuando me visiten no esperen una cena Gourmet o una mesa perfectamente puesta. Que simplemente pidamos pizza, veamos pelis y charlemos.

Amigas que entiendan que mi vida cambio pero mi esencia no.